Blog

¿Por qué es tan importante analizar el Amonio y el Cobre en una piscina?

¿Por qué es tan importante analizar el Amonio y el Cobre en una piscina?

En el entorno de una piscina, mantener la calidad del agua es esencial no solo para la comodidad de los bañistas, sino también para su salud. El análisis de ciertos compuestos químicos como el amonio y el cobre es crucial para detectar y prevenir problemas que puedan surgir del uso diario de la piscina.

Somos Laboratorio Gedysa y realizamos análisis de agua de piscinas ¡sigue leyendo para conocer más!

Análisis del amonio y cobre en el agua de piscinas

En el Anexo I del Decreto 485/2019, que regula las normas técnicas y sanitarias para las piscinas en Andalucía, se establecen límites específicos para el cobre y el amonio en las piscinas: 0,5 mg/L para el amonio y 2 mg/L para el cobre. Estos parámetros no son arbitrarios; reflejan la necesidad de mantener un ambiente acuático saludable y seguro.

SULFATO DE AMONIO EN PISCINAS

Cuando en una piscina se detecta amonio, nos indica que existe una contaminación orgánica, por ejemplo, orina, sudor, restos de crema de protección solar, aceites y materia orgánica en general. Este amonio que los bañistas añaden al agua, se combina con el cloro presente en el agua formando compuestos conocidos como cloraminas (cloro combinado). Las cloraminas son las responsables del “olor a cloro” en las piscinas, y del picor en los ojos.

Las cloraminas también son menos efectivas como desinfectantes en comparación con el cloro libre, lo que puede comprometer la capacidad de la piscina para mantenerse libre de microorganismos nocivos. Mantener los niveles de amonio por debajo del límite de 0,5 mg/L es importante para prevenir la formación excesiva de cloraminas y mantener la calidad del agua para los bañistas. La presencia de amonio en niveles elevados requiere una intervención inmediata para equilibrar la química de la piscina.

SULFATO DE COBRE EN PISCINAS

Un agua de color azul brillante metálico y que, además, tiñe el pelo de las personas rubias de verde, es un clarísimo síntoma de exceso de cobre en el agua. Este exceso puede deberse a la corrosión, o por el uso de alguicidas o fungicidas que contiene cobre en forma de sulfato de cobre.

El sulfato de cobre en determinadas cantidades puede provocar irritación cutánea y ocular. Además, un exceso de cobre puede alterar la química del agua, afectando a la eficacia de otros tratamientos de desinfección o mantenimiento. Mantener los niveles de cobre por debajo del límite de 2 mg/L es fundamental para evitar los efectos negativos en la salud y calidad de la piscina.

¿Estás interesado en realizar un análisis de aguas de piscinas?
¡En Laboratorio Gedysa te ofrecemos la solución! Realizamos análisis de aguas, proporcionando información vital más allá de las apariencias y asegurando la calidad.

Importancia de analizar el amonio y el cobre en el agua de piscinas

El análisis de amonio y cobre en una piscina es crucial para mantener la calidad del agua y garantizar la seguridad y comodidad de los bañistas. Estos parámetros son indicadores clave de la salud del entorno acuático y deben ser monitoreados y regulados adecuadamente para prevenir problemas potenciales. Además, el cumplimiento con las normativas establecidas en el Decreto 485/2019 es obligatorio para todas las piscinas públicas y privadas en Andalucía.

En Laboratorio Gedysa realizamos estos análisis para asegurar a nuestros clientes una excelente calidad del agua de piscina. ¡Contacta con nosotros para informarte mejor!

Te recomendamos seguir leyendo: Parámetros del agua de piscina.

 

5/5 - (3 votos)